Archivo de la etiqueta: Canela

Falafel con crema agria

Tenía mucha curiosidad por probar el falafel. Como tantas otras recetas de origen árabe, siempre me sorprende esta mezcla de especias que, al final, terminan resultando compatibles entre ellas y cuyo olor permanece en la casa incluso después de que no quede rastro de estas bolitas.

P1040387
Sigue leyendo

Strudel de manzana

Sorprende lo sencillo que son algunos postres y lo rico que quedan. Es el caso de este strudel de manzana, de preparación rápida y del que sólo quedaron las migas que retirar de la mesa. Como curiosidad, os contaré que  lo probé por primera vez en las cocinas de uno de estos palacios majestuosos que podemos visitar en Viena. Lo preparaban en directo en una charla guiada por estas cocinas.

Hubo un pequeño descuido, aviso desde el principio para que no os pase. Hay que cerrar bien la masa para que el almíbar no se escape; así evitamos que el azúcar quemado deje un sabor amargo al postre.

Strudel de manzana 1
Sigue leyendo

Mermeladas de otoño: membrillo y calabaza

Cada año suelo probar nuevas mermeladas aprovechando los productos de temporada. Este otoño las elegidas han sido la mermelada de membrillo y la mermelada de calabaza.

Los membrillos son un clásico del otoño en casa. Los tomamos de todas las maneras que podamos imaginarnos. Tenemos un membrillero, que este año gracias a que mi padre se ha encargado de regarlo en verano y que las lluvias del otoño han sido abundantes, nos ha dado un montón de membrillos bien gordos. Así que, el dulce de membrillo, la compota y la mermelada llenan los frigoríficos familiares. Cada una con su cantidad de azúcar pertinente. La báscula es un objeto que miro de reojo cada día y que no pienso utilizar, por lo menos, hasta el 10 de enero.

La gran novedad ha sido la mermelada de calabaza. La tenía en mente desde el año pasado. A un amigo le habían regalado una calabaza bien grande y cuando le pregunté que iba a hacer con tanta calabaza me soltó una ristra de platos. Entre ellos: una mermelada con canela y jengibre. Automáticamente mi cerebro toma nota y en cuanto aparecen las calabazas en las fruterías me lo recuerda. Sólo puedo decir una cosa: no dejéis de probarla porque esta buenísima. No tiene la textura clásica de las mermeladas y tiene un sabor lleno de matices sorprendentes.

Calabaza y membrillo

Sigue leyendo